Mi Novio es un Zombie | Crítica

0
2016
Mi Novio es un Zombie | Crítica

Warm Bodies, conocida en México y América Latina como Mi Novio es un Zombie, es una película basada de la relativamente exitosa novela homónima escrita por Isaac Marion y que convierte al género de los zombis en una historia de romance y redención; ¿estará el mundo preparado para ello?

Mi Novio es un Zombie

Desde el inicio de los tiempos (bueno, prácticamente) y más aún desde que George A. Romero invadió la pantalla grande con su famosa Noche de los Muertos Vivientes el público no puede resistirse a los cuentos donde la humanidad lucha encarnizadamente contra los muertos que se niegan a morir, seres que usualmente lo único que hacen es deambular mientras sus articulaciones o todo su ser, se cae en pedazos, ah claro, pero siempre con el hambre que dicta el inmortal grito de “brains!” o “¡cerebros!”.

Qué decir de la aportación del director Zack Snyder con aquella visión que lo puso en el mapa cinematográfico con su trágica Dawn of the Dead, donde por vez primera conoceríamos a zombis capaces de correr o hacer sprints a velocidades alarmantes.

[youtube id=”7qzUGkkL_tY”]

Bueno, no importa quien sea el director o escritor de este tipo de cintas, uno ya sabe que los muertos vivos no son buenos para la salud y que lo que siempre buscan son cerebros y carne humana en general.

Habiendo dicho esto, es obvio que quizá -muy quizá- el público o tú que estás leyendo pienses que Mi Novio es un Zombie no es más que una extraña fórmula para hacer desatinar al espectador, bueno, ciertamente puede volver loco a algunos, pero sólo si no estás listo para intentar con otro tipo de narrativa y enfoque en cuanto a estas criaturas se refiere.

Dirigida por Jonathan Levine y producida por el mismo estudio que llevó al cine la adaptación de la saga Crepúsculo, Memorias de un Zombie Adolescente (como se le llamó en España) es una historia que bien podría encajar con la trama de Romeo y Julieta, ya saben, dos personas destinadas a amarse pero incapaz de hacerlo a plenitud porque provienen de dos familias tan diferentes como el agua y el fuego, excepto que esta vez las dos familias son en verdad humanos y zombis.

Mi Novio es un Zombie | Crítica
Romeo y Julieta meets Dawn of the Dead

Warm Bodies

Adaptada de la novela de Isaac Marion publicada por vez primera a través de Internet, Mi Novio es un Zombie es la historia de “R” (Nicholas Hoult), un zombi carismático a quien con voz en off escuchamos todos sus pensamientos, los cuales, por cierto, suenan bastante humanos y complejos, algo que contrasta totalmente con su apariencia putrefacta y medio aterrorizante; esto también que imprime una cierta ironía al personaje mientras vemos que deambula por los pasillos de forma muy, muy lenta junto a otros de su especie.

En principio es una idea que sin duda llama mucho la atención porque de antemano y aún sin proponérselo se presenta un curioso e involuntario humor, una especie de burla hacia el género zombi; por el otro lado tenemos toda una metáfora respecto al tipo de vida en el que muchas personas llegan a caer: vivir para comer y comer para vivir, sin encontrar ninguna dicha en el camino y sin pensar a sus semejantes.

¿Y cómo se arregla todo? La premisa de Mi Novio es un Zombie se esfuerza en plantearnos que con amor todo se puede y en lo personal, aunque parezca cursi y rebuscado, me parece que es lo correcto.

Mi Novio es un Zombie | Crítica
“Bros before brains”

Una idea que comienza a tener forma y avanzar en la trama con la aparición de una chica llamada Julie (Teresa Palmer) que, como es ya normal en este tipo de cine, trata de sobrevivir buscando alimentos y arriesgando el físico con tal de ayudar a otros, actitud que contrasta un poco con la de su padre Grigio (John Malkovich), un hombre de carácter fuerte y dominante que pone ante todo la seguridad de los integrantes en su grupo y más de su latosa y rebelde hija.

Las cosas se complican cuando “R” se encuentra con Julie y, bueno, surge un cierto amor entre ellos dos. ¿Confundido? Puede que sí, pero para no arruinar la historia,  sólo agregaré que los zombis que se enamoran se “humanizan”, tal y como el tráiler nos muestra, situaciónn que pone una extraña disyuntiva: en lugar de masacrar zombis para acabar con ellos, ¿tenemos que quererlos?

En términos generales, Mi Novio es un Zombie es una cinta original, bastante diría yo, con una buena mezcla de aventura y algunas escenas romanticonas, eso sí, los efectos visuales digitales tienen algunos fallos enormes, sobre todo en la animación, pero a favor tiene un maquillaje realista, lo mínimo que se podría esperar. Las actuaciones también cumplen muy bien en casi todos los casos.

Mi Novio es un Zombie | Crítica
El humor es omnipresente en Mi Novio es un Zombie

La mayoría de los seguidores, o las seguidoras, de Crepúsculo quedarán contentos con la Mi Novio es un Zombie;  a aquellos que busquen algo original y no sean tan exigente seguramente les agradará el planteamiento y la narrativa. Hay que admitir que la película tiene varios buenos momentos sobre todo en los diálogos y chistes con voz en off, un detalle que pudo haber sido mejor explotado. Los fanáticos reacios de hueso colorado de los zombis querrán vomitar un poco, sólo un poco. Actuaciones decentes, efectos en ocasiones muy malos y una historia empalagosa hacen que este largometraje vertiginosamente original encuentre un público reducido.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.