¿Por qué hago una reseña de Angry Birds Star Wars a estas alturas? Una, porque por alguna razón se perdió en el limbo mi revisión original; dos, porque es un título que suele estar en oferta para diferentes plataformas a lo largo del año, y tres, porque justo hace poco lo estaba jugando y quiero compartirles mi experiencia con quienes todavía no lo han probado, al menos en consolas.

Angry Birds Star Wars

Con toda la furia de las encabritadas aves de Angry Birds y la nostalgia a tope de la franquicia galáctica más popular, tenemos este crossover de franquicias que por default sabemos que la diversión está asegurada. Rovio no sabe fallar en cuanto a mecánicas adictivas de gameplay y lo vuelve a demostrar con un título que gracias a su sencilla dinámica envuelve, alienta y hace pasar literalmente horas de diversión a todo mundo.

Con más de 100 de millones de descargas en sus diferentes presentaciones, tanto gratuitas como de paga -más obviamente las de consola-, toda la Vía Láctea sabe de qué va esto. Es hora de lanzar algunos pájaros para acabar con todos los cerdos que están en el nivel, derrumbando estructuras de por medio para abrirnos paso.

En una galaxia muy lejana…

Para ello Angry Birds Star Wars reutiliza tal cual el gameplay que ya vimos en sus anteriores presentaciones, desde los niveles normales de las primeras entregas con algunos objetos de diferente densidad bloqueando nuestro camino, hasta planetoides y el uso de la gravedad para afectar a nuestros lanzamientos, que vimos en Angry Birds Space.

¿Qué novedades incorpora a la fórmula Angry Birds Star Wars? La más obvia es el uso de personajes de la licencia creada por George Lucas, en donde la historia de la trilogía original de La Guerra de las Galaxias es narrada por cómicas escenas estilo cómic, donde las aves encarnan a los rebeldes y los marranitos a las fuerzas del Imperio.

Los mundos recrean lugares clásicos de la saga fílmica, como Tatooine, Hoth, la luna de Endor y la Estrella de la Muerte, cada uno ellos cuenta con al menos 30 niveles, y que sumados a los niveles secretos tenemos un gran total de un chingo de escenarios… Ya en serio, son alrededor de 250, y en consolas se pueden jugar también en modos multijugador cooperativo y competitivo para hasta cuatro personas.

Angry Birds Star Wars
No te duermas, puedes hacer pareja con la novia para superar los niveles.

Los pájaros que aventaremos para derrotar a los malosos también vienen a tomar el lugar de los protagonistas de las películas, y cada uno cuenta con su particular “poder especial”. Así pues tenemos a Luke que usa su sable láser, a Han Solo con su pistola (también láser) y a Obi Wan Guajolote destruyendo cosas con la Fuerza.

En esta parte podemos notar un muy sutil cambio en cómo se juega Angry Birds Star Wars, pues al contrario de los otros títulos, donde teníamos que usar la habilidad especial de cada pajarraco antes de que hiciera contacto con alguna estructura, aquí todavía contamos con un segundo después del impacto para ejecutarlo, lo que, aunque no lo parezca, da a paso a nuevas estrategias para destruir todo.

También, el uso la famosa águila que sacabas tras acumular algunas estrellas y puntos acá es sustituida por el Halcón Milenario, una poder especial que invocas para librarte de todo lo que puedas en la pantalla y que en los niveles más complicados es de gran ayuda. Rovio también nos entregó algunos escenarios estilo boss battle, y vaya que cuesta trabajo sacar las tres estrellas en ellos.

Angry Birds Star Wars
¿Te acuerdas de los niveles con gravedad de Angry Birds Space?

800 mil pájaros después

Habiendo probando prácticamente todas las versiones de Angry Birds Star Wars, puedo decir que no hay real diferencia entre ellas, salvo con las portátiles 3DS y PS Vita, que hacen uso de la pantalla táctil. Si estás acostumbrado a las versiones de móviles con touchscreen o la PC con mouse, ésta es una mejor forma de jugar, ya que en las consolas el uso del joystick y botones, aunque no deja de ser preciso, si se siente un poquito “menos natural”.

Claro que esto también quiere decir que las diferencias entre todas las versiones es nula o inexistente, aún en las de Xbox One y PlayStation 4, donde no hay un solo añadido que te invite a probarlas por encima del resto, más allá de algunos niveles adicionales para los diferentes controles de movimiento de ambas. Aquí de next-gen no hay nada.

En general este es el único problema de Angry Birds Star Wars. Es un juego divertido como pocos y te quitará varias horas de tu vida con la típica frase: “sólo un nivel más”. Sin embargo, el precio en consolas es considerablemente alto para lo que en realidad ofrece en cuestión técnica, y más cuando sabemos que en iPhone, Android y hasta en PC cuesta una bicoca y en muchos casos hasta pudimos jugar los niveles gratis (como en Facebook, aunque ya no está disponible).

Angry Birds Star Wars
Los cinemas son divertidos, pero la verdad tampoco súper divertidos.

¿Vale la pena Angry Birds Star Wars? Sí, muchísimo, pero siempre y cuando haya un descuento considerable en su precio. De ser así te recomiendo comprarlo para que lo juegues en cuanta plataforma tengas. Uno nunca sabe cuándo un arranque de furia le dará ganas de eliminar cerditos.