Codemasters nos tiene acostumbrados a juegos de carreras increíblemente sofisticados y gratificantes para los conductores expertos, los juegos de la Fórmula 1 son los más claros ejemplos y F1 2014, para PC, Xbox 360 y PlayStation 3, aunque bueno en general,  es también un recordatorio de por qué no siempre es mejor hacer los juegos más accesibles.

F1 2014

Esto no quiere decir que no cualquiera pueda tomar el control y disfrutar de unas cuantas vueltas por sus circuitos favoritos de la máxima competición de automovilismo, pues la asistencia de frenado o la estabilización automática del vehículo ayudan a cualquiera a disfrutar el recorrido, pero esa no es a idea detrás de este simulador de carreras.

F1 2014 mejora a su predecesor en pocos aspectos, pero afortunadamente se trata de mejoras sólidas y muy solicitadas por los fanáticos del serial; lo más notorio es la integración de las reglas actualizadas de la Fórmula 1,  las nuevas pistas (Autódromo de Sochi, Circuito Spielberg y el Red Bull Ring) una física mejorada y gráficas más pulidas (aún tratándose de un juego de a generación pasada luce increíblemente bien).

Debería venir con volante

Aún así, no puedo dejar pasar el hecho de que F1 2014 debe ser jugado sin ayudas y con un volante y pedales para disfrutarse como se debe. La auténtica experiencia de la velocidad de estos bólidos sólo puede ser alcanzada de esta manera. Jugar este título con todas las ayudas activadas demerita un poco la experiencia de conducción realista que Codemasters buscaba con este juego, y aunque no dejan de ser opcionales, se extraña cambios más sustanciales a la hora de pisar el acelerador.

¿Y por qué digo que es necesario un volante y pedales? No es solamente por la inmersión que se logra al usarlos, también es vital para la estabilidad en la conducción: mientras que al manejar con un control no podía evitar salirme de la pista en varias ocasiones, usando un volante me sentía como un verdadero piloto. Es como una relación de amor-odio. Las ayudas no son realistas, pero si no las activas, a menos que seas un veterano consumado de la franquicia, estarás dando más vueltas sobre tu eje que en las curvas.

F1 2014 nos da más opciones que su predecesor, pero a cambio desaparece el modo clásico de F1 2013 y nos ofrece los Rivales, Carrera y Escenario. Quizá la variación más notoria es la poder escoger tu escudería desde el comienzo y ya no tener que ganar varias carreras antes para que te contrate el mejor equipo posible.

F1 2014
Cierra el casco, abrócharte el cinturón.

En Rivales siempre te enfrentarás a un (valga la redundancia) rival siempre mejor preparado que tú, eso significa que siempre tendrás que recurrir a tu habilidad para ganar pues cada que mejores tu equipo tu rival también mejorará el suyo y el reto nunca disminuirá, esto puede frustrar si no eres el amo de las pistas, ya que se trata de un modo apreciado por los más clavados en el juego.

Carrera es exactamente lo que esperas, un modo en F1 2014 que te permite ir de las eliminatorias a la ronda final enfrentando a una cantidad muy variada de enemigos que varían en talento y agresividad, haciendo que las carreras sean dinámicas y divertidas. Este modo es atractivo para cualquier jugador y con la variedad de ajustes puede ser desde un paseo hasta el reto más grande que puedas imaginar

Finalmente, el modo más dinámico de F1 2014 es Escenario, ahí debes cumplir una serie de objetivos específicos de cada carrera, cada vuelta o cada nivel, como usar un tipo específico de llanta o competir en un circuito de manera no muy apropiada. Como te puedes imaginar, a veces a prueba y error y nuevamente es un modo para los más veteranos de las pistas.

Si no te gusta competir solito, F1 2014 viene con un robusto sistema en línea para carreras de hasta quince jugadores, junto al clásico multijugador de pantalla dividida, cada vez menos usado en consolas.  Por momentos puede ser difícil encontrar partidas con puros competidores humanos en Internet, pero cuando se conectan -y son buenos jugadores- la emoción está asegurada -si también eres bueno conduciendo-.

F1 2014 puede sentirse como simples mejoras de F1 2013, y aunque podríamos pensar que la franquicia ha caído en lo repetitivo, la verdad es que tiene los cambios necesarios para los fans de las Fórmula 1. Codemasters ha logrado desarrollar una entrega anual de gran calidad que no se siente como un pole position, aunque sí como una parada estratégica en los pits. Me habría gustado ver este juego en la generación actual, pero prefiero que se tomen el tiempo necesario para que funcione tan bien como este año.